728x90 AdSpace

 

Los elementos naturales son siempre un agradable recurso para emplear en la decoración del hogar. En particular las flores brindan un toque de vitalidad, color y aroma a cualquier espacio, realzando una habitación sencilla o creando puntos de atención en diferentes ambientes.
Es un recurso ideal para apartamentos, o para casas que no cuenten con un jardín amplio, pues incorpora naturaleza al hogar, dando una atmósfera renovada, y mejorando el ánimo de quienes allí se encuentren.

Las flores pueden ser empleadas de muchas maneras en lo que a decoración se refiere, solas o formando parte de arreglos. Muchas veces se pueden asociar con otros elementos presentes como las cortinas, almohadones, manteles o diversos objetos decorativos. Es recomendable informarse acerca de los ejemplares de la temporada, para planificar el tipo de decoración que se va a colocar.
En cuanto al color, conviene saber que:
  • Las flores rojas revitalizan el espacio y brindan calidez. Ideales para el salón principal, con especies como rosas, camelias y claveles.
  • Las rosadas brindan delicadeza y romanticismo. Quedan muy bien en los dormitorios.
  • Las blancas aportan calma y elegancia. Van bien en prácticamente todos los ambientes; las más usadas son las rosas, calas y margaritas.
  • Las combinaciones entre varios tonos (los mencionados, más amarillas, naranjas, violáceas y otros) son sumamente alegres y se pueden colocar en la cocina, comedor y sala de estar, integrando diferentes especies.
Ya sea con estilo romántico, country, moderno o clásico, las flores aportan energía y vida, arregladas según el gusto y la imaginación de cada uno.

Publicar un comentario en la entrada Blogger

 
Top