728x90 AdSpace

 

Hay muchos mitos o creencias falsas que nos hacen pensar y actuar en consecuencia. Por eso vamos a ver estos mitos para comenzar a actuar seguros de que lo que estamos haciendo realmente ahorra energía y cuida el medio ambiente.
  • Lavado de platos a mano
El lavado de los platos realizado a mano supuestamente hace que gastemos menos que usando lavavajillas. Esto no es correcto, el lavaplatos hace que se ahorren 30 litros de agua por día y se consume un 10% menos de energía.
Además, los platos quedan más limpios. Lo que tenemos que verificar al comprar un lavavajillas es que sea eficiente de bajo consumo. Esto lo podemos ver en su etiquetado energético. El aparato tiene que permitir la elección de la temperatura y reutilizar el calor para luego hace el secado o aclarado.

El seleccionar un electrodoméstico eficiente tiene un ahorro de más del 70% en el consumo de energía con respecto a un aparato no eficiente. En el caso del lavaplatos se lo debe utilizar al estar lleno y hacer la carga en la noche porque el consumo de red es menos.
  • Ahorrar con la calefacción
Hay estudios de la Universidad de Zaragoza que indican que mantener una temperatura a 16 grados entre las 10 de la noche y las 6 de la mañana ahorra un 13% si se mantuviera a 20 grados. Si se apaga la calefacción se ahorra más aún y lo que se recomienda es mantener en 20 grados los termostatos en el invierno. Si se los pone a un grado más se gasta un 7% más en el año.
  • El stand by consume energía
Si se dejan los electrodomésticos en modo de espera se gastan 231 kWh por año. Esto es lo mismo que se gasta en el año con un lavaplatos (246 kWh) y bastante más de lo que consume un ordenador: 172 kWh. Dejar los aparatos eléctricos en stand by tiene un costo en el consumo de un 5% del total en casa.
  • Pérdida de calor por las aberturas
Cuando se pierde calor por las ventanas de la casa se consume de un 25% a un 30% de la calefacción. Para esto es fundamental contar con ventanas dobles o con dobles cristales ya que se puede bajar la pérdida de calor en un 50%.
  • Consumo de las cocinas de gas
Mucho más que las cocinas de gas consumen las votrocerámicas, lo hacen en cuatro veces más. Cuando se posee una cocina eléctrica se debería utilizar cazos y sartenes que tengan fondo grueso difusor.
  • Consumo de energía en verano
En el verano se puede consumir una gran cantidad de electricidad con los aires acondicionados. Se recomienda dejarlos a temperaturas constantes evitando subidas y bajadas bruscas. Se debería no bajar de 25 grados la temperatura y tomar en cuenta que cada grado menos consume hasta un 7% más.

Publicar un comentario en la entrada Blogger

 
Top